El flamenco es un arte y pertenece a los artistas. Lo demás, es un exudado de su propia condición.

viernes, 14 de septiembre de 2012

FANDANGOS


En la verdad yo creía

desde que era un muchacho,

en la verdad yo creía;

ahora, infeliz mamarracho,

voy de loco por la vía:

soy embustero y borracho.

 

Hasta que yo no  volvía

no se acostaba mi mare

hasta que yo no volvía;

que nadie se le compare,

se fue y me dejó sin guía,

ya no tengo quien me ampare.

 

El brillo de los dineros

hasta la honra arrincona

el brillo de los dineros;

a quien su afán aprisiona

los amores verdaderos

menosprecia y abandona.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada